Por Andrea Sagues

Este año La Mar cumple diez años conquistando los paladares de los chilenos. Diez años en los cuales se han abierto y cerrado muchos restaurantes peruanos. ¿La clave del éxito? Excelente servicio, ambiente exclusivo y una gastronomía de lujo, la mezcla perfecta entre el producto chileno y la técnica peruana.

Por estos días, La Mar estrena una nueva carta que se caracteriza por su intensidad y sabor además de color, aprovechando los productos frescos de la temporada. Además de nueva coctelería, lo que lo transforma en una excelente alternativa para disfrutar de un refrescante trago durante el atardecer con amigos junto a un piqueo, más allá del clásico pisco sour.

Como me gustan más los cocteles dulces, entre las alternativas preparadas por el bartender peruano Álvaro Paypay, destaco el “Sex on La Mar” ($6.800)- su versión propia del clásico Sex on the Beach- cuyo solo aroma te teletransporta a una playa en el Caribe. Lleva vodka, malibu, shurb de durazno, lima, piña, naranjada y cranberry.

Otro de mis favoritos es el “Dime que te Quedarás” ($6.800) una especie de sangría sofisticada en base a cabernet, pisco, canela, limón, vinagre de durazno, albahaca y un toque de agua saborizada.  Muy refrescante, sobre todo para estos días de calor.

En cuanto a la carta, se buscó darle un toque potente, picante y colorido, donde se lucieran los más frescos productos marinos chilenos. Los platos utilizados para el montaje fueron especialmente diseñados para la nueva carta por la artista Brigit Lasen con cerámica gres.

En esta nueva carta se aprecia influencia nikkei en platos como el Cebiche Nipón ($14.800), en base a caldo dashi, salmón al ají amarillo y aceite de carbón- rico pero un poco picante para mi- y el Niguiri Lujoso  , con pescado blanco bañado en mantequilla al ajo, aliño shishimi tokarashi, hojuelas de almendra y sal de mar. También en las Gyozas rellenas de picante picoroco ($12.800), con su toque de queso, cocidas al vapor y terminadas a la plancha, con salsa ponzu.

En las entradas, la que más destaca es la Causa Mixta ($14.800), un precioso plato de infinidad de colores, con causas coloridas como la de betarraga, de papa amarilla y la más sorprendente: la Causa Nikei Black, con un tártaro de salmón con salsa spring roll, sobre un oscuro puré de papas gracias a la tinta de calamar. Un plato ideal para compartir, y que sin duda querrás fotografiar y subir a tu cuenta Instagram.

De platos calientes, destaco los Ravioles de Cangrejo ($15.800), muy livianos, perfumados en almendra y bañados con crema con cebollín, pisco y frescos cubos de tomate, más un toque de mayonesa de camote. Un plato con el que puedes fantasear.

Otro imperdible el Steak de Mero ($17.800), con arroz negro con machas, pulpo anticuchero y chalaquita. Un verdadero placer al paladar.

Los postres también se renovaron con lúdicas recetas como la Manzanita Andina ($6.800), una especie de crumble de manzana que lleva cubos de esa fruta y aguaymantos flambeados con pisco acholado, sobre creme brulee de quínoa y una crujiente masa cereales andinos y helado de quínoa. Suave y crocante a la vez.

Aunque mi preferido fue el Limón Dulce ($6.800), un postre para nada empalagoso y muy fresquito. Se trata de su versión gourmet del clásico pie de limón con mousse, crema, sorbete de pisco sour, más merengue y trozos de masa. Un postre que sin duda no querrás compartir.

Una verdadera experiencia gastronómica que querrás repetir.

 

Av. Nueva Costanera 4076, Vitacura, teléfono +56 2 2206 7839.

@lamarcebicheriasantiago

 

 

 

 

 

 

 

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*